lunes, 19 de septiembre de 2011

Castreños en Taramancos

Los trabajos realizados en el yacimiento aparecido en el perímetro del núcleo de Taramancos durante las obras de la variante que atravesará la ría de Noia ya empiezan a dar sus frutos. De hecho, las primeras conclusiones, ya confirmadas por los expertos que durante el verano han analizado este asentamiento, aseguran que «se han documentado restos de la época castreña y otros más tardíos que podrían abarcar hasta el siglo IV d.C, e incluso de momentos posteriores».


Los trabajos de excavación continúan a día de hoy y a falta tanto del estudio detallado del material arqueológico que será realizado por especialistas, como de finalizar la excavación en la totalidad de la superficie cautelada, se puede avanzar que se trata de un asentamiento poblacional de larga ocupación en la historia que comenzaría en la Edad de Bronce (siglo IX o VIII a. C.) y finalizaría doce centurias después.

El yacimiento fue encontrado en el mes de mayo, mientras se removían los terrenos sobre los que está previsto que transcurra la variante. Dentro de las labores de seguimiento y control arqueológico de la obra, los hallazgos fueron inicialmente adscritos a la cronología romana, encontrando materiales como cerámica de uso doméstico, materiales de construcción, concheros formados por ostras y berberechos o restos óseos.



Ampliación de trabajos

Ante los hallazgos encontrados, la Xunta decidió el 5 de agosto ampliar el área de cautela de la excavación arqueológica, que está previsto que continúe en principio durante todo septiembre para documentar adecuadamente este yacimiento.

Durante la ejecución de los trabajos se documentaron nuevas estructuras arqueológicas y abundante material, como viviendas pertenecientes a una construcción de planta rectangular y a otra circular, muros de contención del terreno o nuevas acumulaciones de conchas y fosas.

Para realizar adecuadamente la excavación, se decidió, por una parte, incrementar el plazo temporal de los trabajos, y por otra, aumentar a 22 las personas del equipo técnico y auxiliar que están llevando a cabo las excavaciones en esta parte del municipio noiés.

Fuente: Voz de Galicia